Información de Contacto

Av. América N31-42 y San Gabriel. Edificio Megaron PB Oficina 2 - Quito, Ecuador

Phone: ( 02) 255 4653 | (02) 254 1257

Mobile: 0999844730

Adquirir Franquicias 2017-11-15T15:39:17+00:00

¿DESEA ADQUIRIR UNA FRANQUICIA?

Conozca las franquicias disponibles para el mercado ecuatoriano.

MÁS INFORMACIÓN

Pasos recomendables antes de adquirir una Franquicia

Las personas interesadas en adquirir franquicias deben considerar verificar ciertos aspectos antes de firmar un compromiso o entregar dineros para la compra de una franquicia. Para ello es importante entender el
significado y los elementos de la Franquicia

 
por Leonidas Villagran Cepeda

En diversos foros, en diferentes países, y desde hace un buen tiempo, hemos preferido dejar las prácticas típicas de buscar términos técnicos para la franquicia.

Hemos encontrado una definición que es lo más fácil entender para cualquier persona, que trata de involucrar todos aquellos elementos que esta importante herramienta tiene.

En fin, definimos a LA FRANQUICIA como “LA COPIA LEGAL DE UN NEGOCIO EXITOSO”. Veamos:

Es una COPIA (aunque parezca muy brusco el término) porque evidentemente se busca reproducir un negocio.

Se presupone un aspecto LEGAL, porque evidentemente debe ser con la autorización del propietario del negocio original, el titular de la propiedad intelectual y sujeto a las normas y condiciones del Contrato correspondiente.

Debe entenderse como premisa que lo que se está reproduciendo es un NEGOCIO EXITOSO, es decir que es probado, y que es evidentemente rentable.

Hagamos un análisis de cada uno de los elementos de la definición:

Al referirnos a una COPIA se trata justamente que la franquicia es la reproducción, la imitación de un negocio, pero no sólo de su nombre comercial, marcas o de su apariencia, es mucho más.

Existen de hecho, casos de personas que intentan “copiar” negocios existentes, pero no pueden hacerlo más allá de lo que la vista les permite reproducir.

La Franquicia involucra la reproducción de todos los elementos de un negocio, incluidos obviamente el nombre comercial, las marcas, los diseños de apariencias distintivas, secretos comerciales, industriales, etc. Pero aún más, no sólo se trata de instalar el negocio réplica, la copia del negocio debe involucrar también la posibilidad de aplicar las mismas fórmulas de solución de problemas o situaciones que se presentan en el día a día del negocio.

Por ejemplo, algunas de esas situaciones serían:

  • Acciones frente a reducción de precios de la competencia
  • Manera de actuar en los meses de baja venta
  • Cómo actuar en situaciones de reclamos legales de los clientes
  • Forma de negociar con el propietario del inmueble donde está el negocio en caso de intento de alza de la pensión de arrendamiento
  • Soluciones en caso de problemas con proveedores

Es verdad, una vez que se instala un negocio, se presentan en las día a día situaciones nuevas. En el caso de la franquicia hay un componente importante denominado “Asistencia Técnica”.

En efecto, la franquicia presupone que el franquiciador debe otorgar a la franquiciada asistencia técnica por el tiempo que dure la franquicia, y quien más que el Franquiciador, la persona con un gran bagaje de experiencia, de conocimientos, de vivencias, para que aconseje la solución de los problemas y situaciones que se generan en el negocio.

Mientras más asistencia técnica otorgue el franquiciador, y mientras más receptividad tenga el franquiciado, el negocio tendrá mayores opciones de éxito.  Ojo, esto tomando en cuenta que el negocio original es efectivamente exitoso. Es preciso manifestar además que en los Manuales Operativos es en donde se sistematizan ciertos conocimientos básicos y específicos de la instalación de un negocio, de su operación, de ciertos sistemas como atención al cliente, marketing, etc.

Una franquicia presupone que deba tener estos manuales, que son guías para los franquiciados. Si el franquiciador ejecuta en forma adecuada el proceso de COPIA (estandarización, elaboración de manuales y guías, capacitación, asistencia técnica constante, supervisión, elección del franquiciado de acuerdo al perfil adecuado) estará mejorando las opciones para que la franquicia tenga éxito. Es importante remarcar que no todo negocio exitoso se convierte en una franquicia exitosa, y que para ello hay que dar los pasos correctos.

Cuando nos referimos al término “LEGAL” también debemos considerar que se supone que quien está dando el permiso o la franquicia es el propietario de las marcas y de la propiedad intelectual.

No se puede concebir una franquicia donde las marcas no estén registradas, o si estando en efecto registradas, la persona que otorga el contrato no tenga un documento legal que le faculte a permitir a terceros el uso (ya sea derecho de uso o de licencia de marcas) en una franquicia.

Dentro del ámbito legal también están los Manuales, que se convierten en verdaderas normas, sujetas al contrato que deben aplicar los franquiciados. Normalmente los contratos de franquicia se refieren a estos Manuales.

Un NEGOCIO EXITOSO  significa que la operación comercial  a la cual se está buscando replicar tiene las evidencias suficientes de ser rentable, de ser un negocio probado, que genera dinero a su propietario.

Algunas ocasiones hemos escuchado de emprendedores que intentan iniciar una franquicia desde cero, sin contar con el componente de un negocio de éxito.

Esta práctica es muy peligrosa, porque el emprendedor que intente invertir algún dinero en desarrollar una franquicia sin el sustento de un negocio exitoso está arriesgando su capital y posiblemente  también llevará a arriesgar el capital de quienes le adquieran las franquicias, si es que esto llega a pasar.

Es además importante notar que no es posible técnicamente –al menos para franquicias- considerar que un negocio exitoso es aquel que genera dinero interesante en seis meses. Es simple, un negocio exitoso es aquel que luego de un proceso de desarrollo ha logrado asentarse en el mercado y genera aceptable rentabilidad.

Existe una norma entre consultores denominada el 2×3 o 3×2. Esto es, que para franquiciar un negocio debe tener al menos dos años y tres locales; o, viceversa un negocio debe tener al menos tres años y dos locales. Sin embargo, en la práctica y con mayor frecuencia veremos más franquicias exitosas, cuando los negocios originales que las sustentan tienen mucha más antigüedad. Asimismo, mientras más experiencia tengan los negocios, más experiencias tendrán para compartir.

Cuidado con aquellos casos en que le ofrezcan éxito garantizado, esto puede ser simple táctica de ventas o publicidad. En la Franquicia no hay garantía de éxito.

Lo que hace una Franquicia bien concebida y desarrollada es darle la fórmula de éxito, pero esto no significa que en la práctica el negocio a instalarse lo tenga, porque el éxito de un negocio –inclusive uno franquiciado- depende de algunos factores. En efecto, hemos visto algunas franquicias internacionales consideradas de éxito que al iniciar operaciones en nuestro País no lograron mantenerse.

La conclusión es que la franquicia reduce los riesgos, pero no los elimina.

Toda persona interesada en adquirir una franquicia debe cerciorarse de lo siguiente antes de tomar una decisión que involucre la firma de un contrato , compromiso o la entrega de dineros:

  • Verificar que el negocio a franquiciarse tiene manuales o guías de operación
  • Revisar detenidamente las cláusulas del Contrato de Franquicia
  • Verificar que quien le ofrece la Franquicia tiene el derecho para otorgar dicho Contrato y que es propietario de las marcas (y propiedad intelectual), o que tiene licencia o un documento que le faculte
  • Hacer un análisis personal para determinar si cumple el perfil de franquiciado requerido por el Franquiciador.  Hay negocios que requieren mucha dedicación inclusive en días no laborables. Hay personas que por naturaleza son autónomas. La Franquicia presupone un proceso constante de colaboración, en el cual normalmente el Franquiciador es quien establece las normas o guías de manejo del negocio, a través de los manuales. Quienes tienen mayor aptitud al trabajo en equipo son más propensos a tener éxito como franquiciados.
  • Verificar que la empresa franquiciante (o franquiciadora) tiene la solidez económica y moral adecuada.
  • Verificar que el negocio a franquiciarse es realmente exitoso. No sólo basarse en la publicidad o en los negocios de moda. Los estados financieros y el tiempo de vida de un negocio son maneras de verificar esta realidad.   También para este elemento y para otros, es recomendable consultar con los demás franquiciados.
  • Es recomendable contar con asesoría profesional adecuada.

Hay una gran ventaja cuando usted adquiere una Franquicia, en comparación a iniciar un negocio desde cero, o comprar uno existente.

Las estadísticas así lo revelan.

Lo importante es que usted elija una Franquicia adecuada, lo primero es que sea un concepto de éxito probado

 ¿Por qué adquirir una franquicia?

Franquicias: La opción del Siglo XXI

Al momento que usted toma la decisión de tener su propio negocio, podrá hacerlo mediante varias opciones. Cada una de estas opciones tiene su grado de riesgo:

Opciones:

1) Empezar un negocio desde cero .-
Siendo la manera tradicional de empezar una actividad comercial, significa que usted deberá aprender todos los detalles de dicho negocio, experimentar, estrenar una marca o nombre comercial y arriesgar un determinado capital. Las estadísticas revelan que 8 de cada 10 nuevos negocios cierran en 5 años. El riesgo es muy grande.

2) Adquirir un negocio en marcha.-
Con una inversión mayor, usted puede comprar un negocio que esté en pleno funcionamiento. Esto le reduce el riesgo de empezar desde cero. Esta opción es más costosa porque hay que pagar por la compra de un negocio en marcha (goodwill). El ex – propietario del negocio, al venderlo, se desvincula completamente y deja al nuevo propietario a cargo de todo, sin obligación de brindarle asistencia técnica.

3) Adquirir una franquicia.-
En esta opción, usted empieza un negocio desde cero, pero usando el concepto de negocios, la experiencia y la asistencia técnica de una organización (franquiciadora),  como también el uso de una marca reconocida.

El franquiciador se convierte en una especie de aliado, que le asiste y asesora para que su negocio tenga éxito, le enseña cómo manejarlo, le da la fórmula y los detalles probados para resolver problemas y le acompaña en los procesos de marketing. En algunos casos también le facilita todos la materia prima y los productos. Usted es parte de una cadena reconocida y al mismo tiempo dueño de su propio negocio.

Las estadísticas son elocuentes. Un estudio reveló que el 96.9 % de las franquicias abiertas durante 5 años atrás seguían en operación, y que más del 85 % de las mismas continuaban siendo operadas por el propietario inicial.   Un propietario de este tipo de negocios tiene 4 veces más de posibilidades de éxito que otro que empieza un negocio simplemente de cero y sin apoyo.

Es por esto que la industria de Franquicias es la de mayor crecimiento en los Estados Unidos y viene siendo apoyada ampliamente por los Gobiernos de los Países desarrollados para impulsar los negocios pequeños.

Se ha probado que, en momentos de crisis, los negocios franquiciados se mantienen, y que mientras las grandes empresas reducen personal, las franquicias crecen y venden más.

La adquisición de una franquicia para tener un negocio propio debe hacérsela en consideración a la fama de la marca, lo probado de los procesos del negocio y el tiempo en que el negocio ha sido establecido.  El mundo, y obviamente nuestro País, experimenta en los inicios de este siglo, un boom de franquicias.  La elección correcta por parte de los nuevos empresarios deberá ser hecha tomando en cuenta estos puntos.

Finalmente le invitamos a visitar nuestra Feria Virtual de Franquicias, así como a participar de las Exposiciones de Franquicias y Seminarios que organizamos. Comuníquese con nosotros si tiene alguna consulta para adquirir una franquicia.

¡Somos la Asociación Ecuatoriana de Franquicias!

¿DESEA CONOCER MÁS?

CONTÁCTENOS